La petrolera estatal mexicana Pemex negó que haya habido «grandes emisiones de metano» en instalaciones en el Golfo de México asegurando que ocurrieron eventos extraordinarios con concentraciones mucho menores a las reportadas en un estudio científico.

Según un estudio de la Universidad Politécnica de Valencia (España) varios satélites registraron una segunda gran fuga de metano en una plataforma marina de Pemex en agosto. Antes, en diciembre se había reportado una.

La compañía dijo en un comunicado divulgado la noche del miércoles que un estudio realizado por un tercero autorizado por la Agencia Nacional de Seguridad Industrial y Protección al Medio Ambiente del Sector Hidrocarburos (ASEA) reveló que no había habido grandes emisiones de metano.

Las emisiones de gas a la atmósfera en el Centro de Proceso Zaap-C que sucedieron de manera extraordinaria, tuvieron una concentración de 22% de gas metano, ya el resto se compone de nitrógeno y otros gases», dijo Pemex.

Agregó que las imágenes captadas por los satélites referidas en el artículo de investigación fueron consideradas de manera incorrecta.

La compañía SOLAL-GENERMASA (contratada por ASEA) determinó en su estudio con las condiciones reales de la operación del Centro de Proceso Zaap-C, que la emisión de metano fue de 2,224 toneladas que corresponde al 5% de los publicado por el artículo señalado», agregó el comunicado.

Pemex dijo que las emisiones fueron un «evento extraordinario» por las condiciones meteorológicas del momento -que no especificó en su comunicado- que apagaron el quemador por algunas horas.

Fuente: Excelsior