Los hechos se registraron cerca de las 9 de la noche en una combi de la Ruta 104 que circulaba en calles de la colonia Ampliación Emiliano Zapata.

Un posible elemento en retiro de las Fuerzas Armadas abatió a dos delincuentes que se subieron a asaltar una unidad de transporte público en calles de la alcaldía Iztapalapa.

Datos señalan que los hechos se registraron cerca de las 9 de la noche cuando los pasajeros viajaban en una combi de la Ruta 104 en la colonia Ampliación Emiliano Zapata de la citada demarcación.

A la altura de la Avenida de las Torres y José Alfredo Jiménez con dirección a Puebla, los ladrones trataron de apoderarse de las pertenencias de los pasajeros, pero en ese momento el ‘justiciero’ accionó su arma y les disparó.

Aunque paramédicos del Escuadrón de Rescate y Urgencias Médicas llegaron a tratar de reanimar a los presuntos delincuentes de aproximadamente 28 y 34 años de edad, estos ya no contaban con signos vitales.

Elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México también llegaron al sitio.

En un boletín la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) señaló que los policías fueron requeridos por el hombre de 53 años de edad (el presunto militar). El denunciante indicó que, momentos antes, tres personas en posesión de armas de fuego abordaron la unidad en el que viajaba, y de repente uno de ellos efectuó detonaciones, mientras que los demás con amenazas y palabras altisonantes, desapoderaron a los pasajeros de sus objetos de valor.

El hombre que mostró una credencial que lo acredita como exintegrante de una institución de seguridad y el permiso de portación de arma de fuego vigente, refirió que, al ver en riesgo su vida, sacó de su mochila una pistola y disparó en contra de los sujetos, lo que provocó lesiones a dos de ellos.

Una mujer de 27 años de edad que fue reconocida por los afectados como probable asaltante, fue detenida.

A ella le hallaron seis teléfonos celulares; además, en el sitio se aseguraron dos armas de fuego cortas.

Finalmente, la mujer fue presentada, junto con lo asegurado, ante el agente del Ministerio Público, quien determinará su situación jurídica y realizará las investigaciones del caso. En tanto, el hombre de 53 años de edad, también fue presentado ante las autoridades ministeriales, para deslindar responsabilidades.

Fuente: Excélsior.