La presidencia ucraniana desestimó la propuesta rusa de adoptar una «neutralidad» que tome como modelo a Suecia o Austria, para llegar a un acuerdo.

Ucrania pide «garantías en materia de seguridad» frente a Rusia y rechaza la idea de adoptar una «neutralidad» que tome como modelo a Suecia o Austria, anunció este miércoles la presidencia ucraniana.

Ucrania se encuentra en una guerra directa con Rusia. Por tanto, el modelo solo puede ser ‘ucraniano’ y debe contar con una base de garantías sólidas en materia de seguridad», declaró el negociador Mijailo Podoliak, en comentarios publicados por la oficina del presidente Volodimir Zelenski.

El responsable precisó que los firmantes deberían comprometerse a intervenir en caso de agresión contra Ucrania.

Esto significa que los firmantes de estas garantías no pueden quedarse al margen en caso de ataque contra Ucrania como ocurre hoy, y que participarán activamente en el conflicto del lado ucraniano y le suministrarán inmediatamente las armas necesarias», citó Podoliak.

Kiev pide que se establezca también una zona de exclusión aérea sobre Ucrania en caso de ofensiva contra su territorio, añadió.

Propuesta rusa

Poco antes, el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, mencionó que Austria y Suecia podrían ser tomados como modelos de neutralidad por Ucrania para llegar a un compromiso.

Las dos partes negocian por videoconferencia desde el lunes y las conversaciones continúan este miércoles, cuando se cumplen tres semanas de ofensiva en Ucrania.

Suecia, país no alineado, no es miembro de la OTAN aunque sí socio de la Alianza desde mediados de los años 90. El país abandonó oficialmente su neutralidad al final de la Guerra Fría, periodo que coincidió además con su entrada en la Unión Europea (UE).

Austria es un país neutro y no puede enviar soldados a un país en guerra, exceptuando las misiones de la ONU.

El martes, Zelenski dio un paso en dirección a Rusia y estimó que había que aceptar que su país no será nunca miembro de la OTAN.

Esta posibilidad es uno de los principales argumentos usados por Rusia para justificar su ofensiva contra Ucrania.

Fuente: Excélsior.