Piedra pone a pelear al Senado; acusan fraude en elección para CNDH

 

 

CIUDAD DE MÉXICO.- El Senado cerró anoche el proceso de elección de Rosario Piedra como presidenta de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), con una intensa confrontación entre Morena y el PAN por la presunta desaparición de dos votos, lo que llevó a los panistas a amenazar con no permitir la que la nueva ombudsperson  rinda protesta y a Morena a advertir que los panistas se toparán con el poder de la mayoría.

Ayer, al concretar la tercera votación de la terna a la presidencia de la CNDH, el pleno del Senado emitió 76 votos en favor de Rosario Piedra Ibarra, 24 por Arturo Peimbert, ocho por José de Jesús Orozco y seis abstenciones, de un total de 114 votos depositados en urna transparente, con lo cual Piedra Ibarra logró la mayoría calificada.

Aunque Rosario Piedra estaba en el recinto legislativo, no rindió protesta de su cargo, porque todavía está vigente el periodo de Luis Raúl González Pérez, que fenece la próxima semana.

El triunfo de Rosario Piedra sorprendió a senadores del PAN, Movimiento Ciudadano y algunos del PRI, quienes votaron por los otros dos candidatos, con la seguridad de que Morena no iba a sumar la mayoría calificada.

Sin embargo, Ricardo Monreal Ávila, coordinador de los senadores de Morena, logró lo que parecía imposible, pues después de 72 horas continuas de dialogar con cada uno de los senadores de la oposición, en una labor que denominó “de tierra”, rompió el bloque opositor para conseguir los votos suficientes.

Pero los panistas y el senador sin grupo parlamentario, Emilio Álvarez Icaza, no quedaron conformes y comenzaron a analizar toda la sesión del pleno, que se puede observar en la página www.youtube.com/watch?v=lytO4kSHdBk, para encontrar lo que denominaron la trampa que llevó a Morena a ganar la elección.

Poco después de cuatro horas de concluir la sesión del pleno, los panistas Kenia López Rabadán, presidenta de la Comisión de Derechos Humanos, Damián Zepeda, Mauricio Kuri, coordinador del grupo parlamentario, Xóchitl Gálvez y Alejandra Reynoso, junto con Emilio Álvarez Icaza, presentaron un video para mostrar que hubo fraude.

El video, que se detiene en cada uno de los 114 senadores que físicamente depositaron su voto en la urna trasparente, deja ver que la senadora Verónica Martínez García depositó dos votos, uno de ella y otro de su compañero Carlos Aceves del Olmo, en tanto que Gabriela Benavides deposita su voto y el de su compañera Leonor Loyola, pues ella y Aceves del Olmo están en silla de ruedas.

Así, si hubo 114 senadores que depositaron un voto, más los dos de Aceves del Olmo y Leonor Loyola, resulta que fueron 116 las boletas que se depositaron, precisaron los panistas.

Pero mientras ellos ofrecían la conferencia de prensa, en redes sociales de panistas comenzaron a circular un video en que mostraban el momento en que Ricardo Monreal depositó su voto, con la explicación de que había introducido dos votos; el video se muestra en reversa para confirmar que son dos votos.

Interrogados al respecto, los panistas negaron que Ricardo Monreal hubiera depositado dos votos, incluso Mauricio Kuri dijo que ese video era falso, pero su difusión en redes sociales continuó.

Los senadores de Morena estaban reunidos en ese momento con el presidente Andrés Manuel López Obrador y fue hasta que concluyó la cena que comenzaron a dar explicaciones. En sus cuentas de redes sociales, Ricardo Monreal mostró el video de su voto en cámara lenta, donde se observa claramente que sólo depositó una papeleta, pero que se abrió al momento de introducirse en la urna.

Pero también ofreció una conferencia de prensa en la que exhibió la copia de una conversación del chat de senadores del PAN, en el que la senadora Guadalupe Saldaña, secretaria de la Mesa Directiva y quien, junto con los morenistas Martha Guerrero y Primo Dothé, fueron los únicos responsables de contar los votos, aseguró a sus compañeros que fueron 114 votos, no 116 votos, como acusaban sus correligionarios.

Además, en esa conversación de chat, se observa que el presidente nacional del PAN, Marko Cortés, les pide a los senadores “vamos a salir, salgan a una conferencia de prensa para denunciar fraude en la elección de la presidenta de la Comisión Nacional de Derechos Humanos”; “hay que hacerles un desmadre”; y luego dice Kuri: “estamos en rueda de prensa, presidente”; “muy bien amigo”, le contesta Marko. Sí son dos votos pero, en todo caso, nosotros no defendamos a Monreal, hay que chingarlo, que él explique. Háganlo pedazos”.

Y explicó que es posible que algunos de los senadores hayan depositado el sobre en blanco en la urna, como históricamente se ha hecho; por eso, el escrutinio queda en 114, porque sólo se cuentan las boletas, no los sobres.

Aclaró que el hecho está consumado y el esfuerzo del PAN por anular la elección de Rosario Piedra Ibarra no prosperará.

Los panistas, que lo escucharon por el circuito cerrado del Senado, acudieron de inmediato a la Junta de Coordinación Política, con la intensión de entrar a la conferencia de prensa, pero no lo hicieron. Los panistas Damián Zepeda, Xóchitl Gálvez, Kenia López y Alejandra Reynoso aseguraron que ese chat es falso, advirtieron que irán hasta las últimas consecuencias y amenazaron con que no permitirán  que Rosario Piedra asuma al frente de la CNDH.

Después volvieron a salir los morenistas y, esta vez, Germán Martínez advirtió que Morena analizará quitarle a Kenia López la presidencia de la Comisión de Derechos Humanos, por las ofensas a los órganos de gobierno y por insinuar que sus compañeros senadores se robaron dos votos.

Excélsior observó con detalle el momento en que los secretarios de la Mesa Directiva cuentan los votos de la urna y en ningún momento se observa que alguno de ellos sustraiga un voto; los panistas dijeron que por eso pedirán videos desde otras perspectivas del pleno, para revisar con detenimiento cómo se contaron los votos, pero deslindaron a su compañera Guadalupe Saldaña.

Fuente Excelsior