Más de 20 mil sentencias están en peligro de quedar en un vacío legal con la designación de nuevos magistrados.

 

 

 

Jesús Santander / Xalapa, Ver. -EL Vicepresidente del Observatorio y Controlaría Ciudadana, Rafael Hernández Matías, dio a conocer que tienen compañeros que se inscribieron para aspirar a una de las magistraturas vacantes y que cumple con el perfil que los veracruzanos requieren, están en acuerdos donde incluso ya han anunciado que van a promover juicios de amparo los que no sean seleccionados.

El titular de la contraloría ciudadana aseguró que esa convocatoria fue ilegal y no debió existir, «hay una prerrogativa del gobernador que debe proponer y el congreso debe designar, en ese sentido debió el gobernador mandar las ternas oportunamente y ante el rechazo del congreso acudir a la suprema Corte, porque justamente a la ausencia de magistrados, se está ocasionando que haya varios amparos contra la debida e ilegítima integración de las salas judiciales».

Hernández Matías señaló que hay algunas salas donde hubo dos magistrados que eran secretarios y que en este caso, el presidente que nombró jueces en funciones de magistrado, adoptando una ley orgánica, evidenciando que «un político no sabe de derecho ni de justicia».

«El primer año aprendimos que una ley orgánica atiende únicamente al órgano para el que fue creada, ósea no es adoptable para otro tribunal ni otro órgano», manifestó.

Argumentó que teniendo los requisitos que son mínimos, las designaciones son válidas y constitucionales, pero que el problema estriba en que se tendrían magistrados que menosprecian la justicia porque nunca estuvieron en ella, así como que están en peligro más de 20 mil sentencias, dejando un vacío legal del cual no se están haciendo cargo los diputados.