La altitud de la CDMX sigue siendo el gran enemigo de Nico Castillo en América

Pese a que jugó media hora en su debut con América el fin de semana, a Nico Castillo le sigue costando adaptarse de nuevo a la altitud de la CDMX y lo demostró en el entrenamiento de este martes. 

 

Ciudad de México.- A unos días de haber firmado con el América, Nicolás Castillo aún batalla con la altura de la Ciudad de México y resiente ese cansancio durante los entrenamientos del equipo de cara al partido contra Pumas en el Estadio Olímpico.

Si bien el fin de semana pasado participó por 31 minutos en la derrota de las Águilas ante León, Miguel Herrera manifestó que será cuestión de tiempo para que el delantero tome ritmo y se vuelva a acostumbrar a jugar en los 2,250 metros de la capital del país.

Durante la práctica de este día en Coapa, Nico fue de más a menos, síntoma de que le falta agarrar ese ritmo, y es que cuando el entrenamiento llegó a los interescuadras se le veía jalar aire para seguir jugando y cuando salía su equipo de la cancha se agachaba y se llevaba la casaca a la cabeza.

Este domingo contra Pumas volverá a tener minutos de juego, la gran duda del Piojo Herrera es si va de titular o como suplente, pues por ahora el chileno está tratando de aprovechar la ausencia de Henry Martín, quien está en la Selección Mexicana en los miniciclos de Gerardo Martino. Por su parte, Nicolás Benedetti ya se ve un poco más acolpado a la altura de la ciudad, aunque al final del entrenamiento tuvo que trotar acompañado de Castillo y de Luis Reyes para seguir sumando en su estado físico.