Desde mi óptica

Desde mi óptica

Una de las condiciones para obtener una candidatura se debería cubrir perfiles académicos exactos; tal vez en ciertos nombramientos que se consideren de interés más general. Si bien es cierto la Constitución de nuestro País manifiesta la posibilidad de votar y ser votados y muestra una serie de requisitos para determinados cargos, debería haber una ley reglamentaria para cargos en específico; y me refiero para Presidente de la República, Gobernador y Presidentes municipales. Este análisis lo hago en razón del actual alcalde de Xalapa, toda vez que ha puesto en entredicho su más mínimo conocimiento en lo que se refiere a la administración y, al igual de mostró su baja capacidad en asuntos de política pública e Institucional. Si fuera solo presentar un currículum, el de Hipólito no es nada despreciable, sin duda él  sabe de sus temas; sin embargo me parece oportuno que para cubrir cargos de los mencionados arriba debe ser un Licenciado en Derecho. Quizás una excepción a la norma, es probar su conocimiento de política y de administración pública antes de ser postulado por algún partido político. Si fuera así las cosas darían un giro diferente; puede gustarnos o no, pero el alcalde de Xalapa desconoce los principios fundamentales de la administración municipal, lo que desde su inicio lo ha llevado a declaraciones irresponsables, fuera de contexto y sobre todo de sensibilidad política, no tan solo con sus adversarios, si no, con la ciudadanía en general. No olvidemos que Rodríguez Herrero, manifestó que en Xalapa no había personas capaces para asumir responsabilidades en su administración, por ello traía personal de la ciudad de México-gente que por cierto se la impusieron; pero ese es otro tema- así pues las condiciones de su Gobierno han creado inconformidades con sus mismos simpatizantes. Por ello insisto en la  necesidad  de tener al menos conocimientos mínimos de Derecho y de política. Y hablando de ayuntamientos que como cada quince días entregamos una información a nuestros lectores de diversos lugares de nuestra geográfica veracruzana; en esta ocasión nos tocó visitar al municipio de Apazapan, nos trasladamos para hacer investigaciones y análisis de lo políticos y servidores públicos así como de las costumbres de nuestra gente. Sin embargo nos encontramos con varias opiniones en común entre ellas los desmanes que el personal de municipio tiene adentro y fuera de H. Ayuntamiento, pues de les dan las relaciones sentimentales entre compañeros aun siendo casados quienes utilizan vehículos oficiales para sus parrandas de cada fin de semana y que decir de la conducta del Director de Turismo, deja mucho que desear. Ubicación: encontramos al municipio de Apazapan, un pequeño poblado ubicado al centro sur de Veracruz y de  nuestra capital más o menos a 60 kilómetros. Nos llama la atención que en nuestra encuesta con ciudadanos en pleno siglo XXI donde se busca por todos lados erradicar el machismo y empoderar a la mujer en un estado de circunstancias iguales frente al varón; resulta que el director de turismo   quien lejos de trabajar se dedica a cortejar y embarazar mujeres por todos lados en este hermoso municipio y después negar a sus hijos, quien por cierto no presenta ningún plan de trabajo, ni sabe redactar lo único que se le da es gozar  de las jovencitas   de 18 años, como la joven de doble moral que estudiaba en el tecnológico quien se embarazo con el ánimo de retenerlo, pero lo único que consiguió fue dejar de estudiar. Sin duda seguiremos dando más detalles de estos funcionarios pueblerinos que creen que puede hacer y deshacer. Hasta la próxima.