Google es demandada en EU por seguir a usuarios sin su autorización

 

La compañía tecnológica fue demandada por Napoleon Patacsil, quien afirma que se han violado las leyes de privacidad de California y se inmiscuye en los asuntos privados de las personas.

 

Una demanda presentada ante una corte de San Francisco acusó a Google de rastrear ilegalmente los movimientos de millones de usuarios de teléfonos móviles iPhone y Android, incluso pese a que mantienen activada la configuración de privacidad en sus dispositivos.

Según el recurso legal presentado el viernes, Google, controlada por su matriz Alphabet, asegura engañosamente a los usuarios que no serán objeto de vigilancia si apagan la configuración Historial de Ubicación en sus teléfonos celulares, y en lugar de ellom viola su privacidad al monitorear y almacenar los datos de traslado.

“Google explicó que un usuario ‘puede apagar el Historial de Ubicación en cualquier momento. Con el historial apagado, los lugares a dónde fuiste ya no quedan registrados’. Esto no es verdad”, indicó la demanda presentada ante un tribunal federal en San Francisco.

El demandante, Napoleon Patacsil, procedente de San Diego, está buscando el estatus de demanda colectiva en representación de los estadounidenses con teléfonos iPhone y Android que mantienen desactivada la configuración de ubicación geográfica.

Patacsil busca compensación por daños no especificados al considerar que Google ha violado deliberadamente las leyes de privacidad del estado de California y se ha entrometido en los asuntos personales de los ciudadanos.

El presunto monitoreo que lleva adelante Google fue descrito en un artículo publicado el 13 de agosto por la agencia de noticias AP, que dijo que estas actividades han sido confirmadas por investigadores de la Universidad de Princeton.

En su mayor parte, Google es claro a la hora de pedir permiso para emplear información sobre su ubicación. Una aplicación como Google Maps te recordará que debes permitir el acceso a su localización si quieres emplearla como navegador.

Si accedes a que se registren tus destinos a lo largo del tiempo, Google Maps te mostrará ese historial en una “línea temporal” que recopila tus movimientos diarios.

Almacenar los trayectos minuto a minuto acarrea riesgos de privacidad y las autoridades han empleado esa información para determinar la ubicación de sospechosos, como en una orden entregada por las autoridades de Raleigh, en Carolina del Norte, a Google el año pasado para hallar los dispositivos próximos a la escena de un asesinato.

La empresa te permite “pausar” esa función en Location History (Historial de Ubicaciones).

Según Google, esto evitará que la compañía recuerde los lugares en los que has estado. La página de apoyo del servicio afirma: “Puede desactivar su Historial de Ubicaciones en cualquier momento. Con el Historial de Ubicaciones desactivado, los lugares a los que va no quedarán almacenados”.

Pero esto no es cierto. Incluso con el Historial de Ubicaciones pausado, algunas aplicaciones de Google almacenan automáticamente tu localización y la hora sin pedir preguntar.

Por ejemplo, la compañía almacena una captura del lugar donde está simplemente al abrir tu aplicación de mapas.

Las actualizaciones automáticas diarias con la predicción del tiempo en los celulares Android indican aproximadamente tu posición. Y algunas búsquedas que no tienen nada que ver con la ubicación, como “galletas con pepitas de chocolate” o “kits de ciencia para niños”, marcan la longitud y latitud donde se encuentra de forma precisa, con un margen de error de un pie cuadrado (929.03 centímetros cuadrados), y guarda el dato en tu cuenta de Google.

El problema de privacidad afecta a unos 2 mil millones de dispositivos equipados con el sistema operativo Android y a los cientos de millones de usuarios de iPhone de todo el mundo que usan sus mapas o su buscador.