Retrato de Cristo, de Da Vinci, se subastaría por 100 mdd

El último cuadro en manos privadas de Leonardo da Vinci y uno de los menos de 20 que aún existen será subastado, anunció ayer la casa Christie’s.

Salvator Mundi, un retrato etéreo de Cristo que data de alrededor de 1500, se vendería por unos 100 millones de dólares en un remate de Christie’s en noviembre, convirtiéndola en una de las obras más caras que cambiará de manos en una subasta.

“Es realmente el Santo Grial de los redescubrimientos de arte”, dijo Alan Wintermute, especialista de Christie’s en pinturas de Maestros Antiguos, explicando que el retrato a veces llamado la Mona Lisa masculino se pensaba perdido o destruido.

El retrato muestra a Cristo en una toga azul y carmesí sosteniendo una esfera de cristal. Registrado por primera vez en la colección privada del rey Carlos I, la obra fue subastada en 1763 antes de desaparecer hasta 1900, para cuando al rostro de Jesús y al cabello se les había pintado arriba, una práctica “bastante común” según Wintermute.

Vendido a un coleccionista estadounidense en Sotheby’s en 1958 por 45 libras, fue ofrecida nuevamente en 2005 como una copia de la obra, comentó.

El nuevo propietario comenzó el proceso de restauración y tras seis años de investigación fue autenticado como la obra maestra de Da Vinci de más de 500 años, que culminó en una exhibición en la Galería Nacional de Londres en 2011.

La casa de subastas no identificó al vendedor, un coleccionista privado europeo que adquirió la obra después de su redescubrimiento y restauración en 2005. La pintura es el primer hallazgo de un cuadro de Da Vinci desde 1909.

Salvator Mundi será vendida en Christie’s de Nueva York en su venta del 15 de noviembre de arte de posguerra y contemporánea tras ser exhibida en Hong Kong, Londres y San Francisco.

EXCELSIOR