Frentes Políticos

I. Cuenta regresiva. Llegó la hora para que en el cierre de la XXII Asamblea Nacional, las reformas estatutarias sepulten al viejo PRI y surja uno renovado e impetuoso que, de verdad, se transforme en forma y fondo, y con voluntad democrática. Las modificaciones a su reglamento interno podrían implicar un cambio que le dé un nuevo rostro al partido, que mire de frente a la ciudadanía y se comprometa, en serio, con ella para que el país siga adelante. Los principales dirigentes del Revolucionario Institucional, encabezados por Enrique Ochoa Reza, saben que sería muy difícil otra oportunidad para corregir errores y desviaciones que lo despojaron del primer lugar de las preferencias. La coyuntura política que hoy vive México cierra la puerta a la simulación y al engaño.

II. Casi listos. El diputado Enrique Jackson no cree en milagros, pues los aspirantes a la candidatura presidencial del PRI deben empezar a trabajar para ganarse la confianza de la militancia. Crítico y consciente, Jackson afirmó que el tricolor está en busca del mejor candidato, sea o no del partido; también busca la alianza con otros institutos políticos, porque sabe que al PRI no le alcanzan los números. El diputado cree que quitar candados para tener un partido más cercano a la gente es necesario. Digan lo que digan, todo indica que los nuevos estatutos están hechos a la medida de varios funcionarios, como José Antonio Meade, Aurelio Nuño, Enrique de la Madrid o… ¿quién le gusta?

III. ¿Despreocupada? Margarita Zavala, aspirante del PAN a la candidatura de la Presidencia, hizo menos los resultados de las encuestas que señalan a Andrés Manuel López Obrador, líder de Morena, cuatro puntos arriba. Sostuvo que “hay muchas encuestas” y su propio resultado es sin contar con el apoyo de spots y grupos políticos. Además, Zavala urgió al partido a definir quién será el candidato en 2018, claro, esperando escuchar su nombre. Pero lo que debería preocuparle es que hace varios meses sumó al futbolista Rafael Márquez a su campaña Yo con México. Y ahora, con un sencillo drible, la panista se quitó la marca del defensa central, quien está en la mira de la justicia, pues ya borró de su red social la foto que los vincula. ¡Qué rápido te quedas sin amigos!

IV. Resbaladizo. Por si usted no se acordaba, hay un exgobernador que sigue su proceso en prisión, y aunque sus abogados argumentan que por su estado de salud debería estar en casa, no lo han conseguido. Andrés Granier, exmandatario de Tabasco, fue detenido en 2013, por la probable comisión de los delitos de peculado y lavado de dinero. Un Tribunal Colegiado confirmó el amparo que le concedió contra un auto de formal prisión por defraudación fiscal agravada. Debido a problemas de salud, fue recluido en un hospital de la capital y posteriormente trasladado a Tabasco, donde sigue el proceso. Los jueces, siempre tan honestos, haciendo su trabajo. ¿Y las sentencias?

V. Desdén. ¿De qué sirve crear dependencias, si quienes deben apegarse a las reglas no lo hacen? Las instituciones de gobierno, estados, municipios y órganos garantes de la información han dejado a un lado su responsabilidad social de transparentar sobre sus comisiones. Tan sólo seis entidades han puesto al público su información relativa a viajes en la plataforma del Inai. Ayer, el gobierno de Quintana Roo se sumó a esta iniciativa y “prometió” que a partir de 2018 actualizaría su información de manera trimestral. Actualmente, la plataforma sólo cuenta con información del gobierno de Chihuahua, los órganos de transparencia de este estado y Nuevo León, algunos senadores (hasta 2016) y de la CNH. Y de ahí en fuera, párenle de contar. La responsabilidad no es una virtud de los políticos mexicanos, ya lo ve usted.

FRENTES POLITICOS